Adivinen porqué Ferran Adrià cierra El Bulli  
http://www.agatur.org/http://www.flytap.com/Espana/es/Iniciohttps://www.airbaltic.com/en-ES/indexhttp://www.xantar.org/

Expandir | Contraer


Enlaces de interés:

Gourmet Vinos
La Cuina de Catalunya
BB Voyage ? Travel Architects
Viajamos 2
Hotel Sacristia

 «Inicio

Adivinen porqué Ferran Adrià cierra El Bulli

Enric Ribera Gabandé

Ferran Adria y su socio Juli Soler

No hay duda que este año que nos ha dejado ha estado marcado por el anuncio que hizo público Ferran Adrià durante la celebración de Madrid Fusion 2010, de que El Bulli cerraba sus puertas hasta 2014. ¡Oh, que sorpresa! ¡Qué pena; se finiquita el mejor restaurante del mundo!, pensaron muchos. Otros, simplemente se llegaron a frotarse las manos: ¡Qué descanso, cuanta pesadez hemos tenido que aguantar con la nanotecnología, esferificación, liofilización, deconstrucción…! Basta de tanta “creación”.

Sí. El tema ahora es creación. Cualquier referencia a lo que será en nuevo Bulli, Adrià -machaconamente- dice, ¿creación! Todo será creación, libertad para crear…café para todos los privilegiados. No lo duden que será así, no de otra manera.

Pero se han preguntado en alguna ocasión cuál ha sido el motivo por el que en enero de 2010 el “mago” de la restauración mundial anunció que El Bulli cerraba. Se admiten apuestas. Quizás, por que no es rentable el restaurante. Por que pierde dinero. Por que Ferran no quiere estar esclavo de su negocio en Cala Montjoi, por que se le han agotado las ideas…No…No, nada de todo esto responde la pregunta.

Simplemente, no se sabe. Tan solo lo sabe él. No obstante, yo tengo una versión que podría dar en el clavo. “El Bulli está actualmente debatiéndose en los Juzgados”. Pues así es. ¿Por qué? Pues nada más y nada menos que por la venta realizada por Miquel Horta al propio Adrià en el 2005 del 20% de las acciones que el multimillonario catalán tenía en la empresa del restaurante catalán. Los hijos de Horta -una vez fueron sabedores de esta- interpusieron una demanda judicial alegando que su padre cuando se consumó esta venta ya estaba bajo los efectos de un trastorno bipolar grave y por lo tanto el empresario no reunía las condiciones normales de salud para ejecutar una venta de esta envergadura, que según la familia se consumó por un importe entre 15 y 20 veces inferior a la tasación que tenían en sus manos los hijos de Horta.

¿Resultado? Ganaron los hijos en los tribunales. Después de la sentencia solo pedían –los herederos- la anulación de la venta. ¿Se imaginan la millonada que podría costarle a Adrià indemnizar con el 20% de los beneficios que ha dado El Bulli en estos 5 años de ausencia de Miquel Horta en la sociedad ampurdanesa? El culebrón continúa.

Email: riberaenric@telefonica.net
www.gourmetvinos.com
www.lacuinadecatalunya.cat




https://experience.catalunya.com/
http://turismo.badajoz.es
http://www.kiele.es
http://www.lacuinadecatalunya.com
Inicio Contacto Privacidad